Jardines en bogota norte

Jugar con tus hijos es la mejor manera de conocerlos mejor e interactuar con ellos en su fantástico mundo. Aquí te presentamos algunas ideas que puedes aplicar para hacerlo:

El camino flotante

Desarrollo

Marca un camino en el suelo; dos jugadores de cada equipo deben coger un tablón cada uno, colócalo formando un camino, el otro jugador debe recorrer ese camino ayudándose de las tablas que sujetan sus compañeros, cada vez que una tabla es superada los que la sujetan deben volver al principio de la fila para que quien anda por las tablas pueda recorrer el camino. Ganará el equipo que menos tarde en recorrer el trayecto.

Materiales: Cuatro tablas de madera resistente de más o menos 50 x 35 centímetros

Edad: De 7 – 8 años en adelante.

Objetivo: Concentración, equilibrio y trabajo en equipo.

Máxima atención

Desarrollo

El juego consiste en observar algunas figuras, dibujos, imágenes y fotografías. Muestra a los niños los dibujos durante un tiempo determinado; durante ese tiempo deben memorizar todo lo que puedan, hasta el más mínimo detalle. Una vez pasado el tiempo pregúntales sobre los colores, las formas, los tamaños, etc.

También puedes crear un cuento usando las descripciones de las imágenes que han visto en los dibujos. Es importante captar la atención de tu hijo durante la lectura o la visualización de los dibujos, pues de esto depende el éxito que tenga el ejercicio.

Materiales: Revistas, recortes de prensa, catálogos de publicidad, libros infantiles, entre otros.

Edad: 4 años en adelante.

Objetivo: Dinámica para niños con hiperactividad o déficit de atención.

¿Me conoces?

Desarrollo

Organiza a los niños en círculo y entrégales un post-it a cada uno. En él deben escribir su nombre en mayúsculas y pegarlo a la frente del compañero que está a su lado. Todos se deben cambiar de lugar y los que tienen post-it deberán formular preguntas a las cuales su compañero solo conteste “si” o “no”.

Materiales: Bloque de post-its, esferos o lápices de color fuerte.

Edad: desde 3 años en adelante.

Objetivo: Dinámica para romper el hielo y entablar relaciones entre niños que no se conocen.

La cueva de Mon el dragón.

Desarrollo

Coloca tus niños sentados en el suelo formando un círculo. Dile a uno que se siente en el centro con los ojos cerrados. Este jugador hará de Mon El Dragón y su misión será custodiar un tesoro (puedes elegir el objeto que más les guste y colocarlo entre sus piernas). Debes señalar a uno de los participantes y éste intentará recuperar el tesoro. Tendrán que usar toda su astucia y ser muy silenciosos para que no se dé cuenta. Si Mon El Dragón oye o nota algo, podrá señalarlo, si acierta, el jugador deberá volver a su asiento.

Materiales: Una venda para los ojos y algo que sirva de tesoro.

Objetivo: Es una dinámica de concentración y rapidez para empezar el día.

Edad: Niños de 5 a 12 años.

Juego del termómetro

Desarrollo

Un juego muy fácil y divertido. Esconde sin que los niños te vean, su muñeco favorito en una habitación; uno por uno, y con un tiempo máximo de un minuto, los pequeños deben encontrar el objeto. La única pista que podrán seguir será la tuya, es decir, cuando se acerquen al objeto dirás caliente y cuando se alejen frío. Tan solo podrán preguntar 5 veces por turno.

Materiales: Objeto a esconder.

Objetivo: Divertirse y explorar los lugares de la casa.

Tags: